El Estado plebiscitario creado por el pacto de Sitges 1.957, en el origen del Estado contrainsurgente colombiano .

  
Por Alberto Pinzón Sánchez (Tesis para optar el título que Ud, estimado lector desee otorgarme)

El pacto de Sitges de 1.957 antecedido un año antes por el acuerdo de Benidorm, fue un pacto en las alturas del Poder dominante en Colombia, entre dos representantes de las cúpulas de los dos partidos políticos «institucionales» liberal y conservador; uno, Laureano Gómez, representante del panhispanismo falangista y anticomunista del partido conservador, y el otro, Lleras Camargo, en nombre del panamericanismo anticomunista de la guerra fría impulsado por EEUU y profesado por la cúpula del partido liberal, que tras una década de  crisis de Hegemonía y de violencia sectaria, irracional y fratricida, decidieron pactar la terminación del enfrentamiento armado por el botín del Estado y mediante una delegación arbitraria en estos dos personajes políticos, alienaron o enajenaron la soberanía popular y la soberanía nacional para mediante un plebiscito espurio, hacerla regresar a depender de Dios como en la constitución de 1.886, y pactar la creación del esperpéntico Estado plebiscitario autoritario y paritario, basado en el estado de sitio permanente, el reparto milimétrico del botín burocrático, la alternación política excluyente entre los dos partidos dominantes, congelando durante 16 años la libre elección de los representantes de la democracia incluido el presidente escogido a dedo y, el regreso a las ventajas  concedidas a la Iglesia católica Vaticana en el Concordato de 1.887. Y está en el origen de la constitución de un Estado plebiscitario contrainsurgente, que se ha proyectado hasta la actualidad (2.019)

Descargar documento. 

El Estado plebiscitario creado por el pacto de Sitges 1.957, en el origen del Estado contrainsurgente colombiano . Por Alberto Pinzón Sánchez